Cómo organizarte a la hora de cocinar

Cómo organizarte a la hora de cocinar
Compartir...

 

Aprende cómo mejorar tu experiencia en la cocina, cómo organizarte correctamente planificando y usando el menaje adecuado.

El término que se usa para definir este concepto es Mise en place y hace referencia a todo lo que hay que planificar, organizar y preparar antes de llevar a cabo una receta, los utensilios de cocina que vamos a necesitar y engloba también la vajilla, cubertería, mantelería que vamos a usar para servir y presentar nuestra receta.

Por lo tanto es un término bastante amplio que en definitiva hace referencia al orden y organización, antes, durante y después de cocinar.

 

El término Mise en place” en francés significa literalmente “poner en su lugar”.

 

Organizarse en la cocina a veces no es fácil, para que el momento de cocinar no se convierta en una verdadera pesadilla y te deje con un amargo sabor de boca, debes seguir algunos sencillos pasos que harán que tu experiencia en la cocina sea positiva.

Se trata de que sientas satisfacción por el trabajo bien hecho, que obtengas buenos resultados y que te quedes con unas ganas locas de repetir.

Muchas veces cocinamos y después tenemos la sensación de que hemos hecho un gran esfuerzo que no se ha visto recompensado.

Bien sea porque el hecho de cocinar ha sido estresante, porque el resultado no nos convence, porque hemos comido rápido y con mucho estrés y no lo hemos disfrutado, o simplemente porque hemos dejado la cocina hecha unos zorros y con solo verla nos da un bajón de los buenos.

Haz que cocinar sea cómodo y agradable, libérate del estrés y las prisas, de esa forma repetirás.

En esta entrada te voy a proponer algunas claves para que cocinar sea una experiencia placentera y evitar que tires la toalla, mejor dicho, el trapo, a la primera de cambio. Sigue los siguientes pasos y verás qué cambio.

 

La planificación es fundamental a la hora de cocinar.

 

Planificación:

Para cocinar es imprescindible planificar, si no lo hacemos, no vamos a lograr lo que nos proponemos.

Con planificar me refiero básicamente a pensar en la receta que queremos cocinar con antelación, cuantas raciones queremos preparar y hacer una lista de los ingredientes que vamos a necesitar, tan simple como eso.

Haz la lista de la compra y cuando salgas de casa no la dejes olvidada, asegúrate de llevarla contigo.

Trata de comprar lo justo, no cargues cantidades ingentes de comida, mejor no acumular.

Cuando llegues a casa organiza los productos, intenta mantener un orden, aunque a veces ese orden esté dentro del caos, pero que haya orden, tú ya me entiendes. 🙂

 

ingredientes brownie
Mise en Place Brownie de cacao sin azúcar

 

Preparación de los ingredientes antes de cocinar:

Es importante que antes de encender el fuego prepares los ingredientes que vas a utilizar. Las acciones que vas a tener que realizar serán varias, si son productos frescos puede que tengas que :

  • lavar
  • pelar
  • cortar

Si se trata de verduras ejecuta los cortes adecuados para cada producto y reserva en un recipiente, si los pones por separado será más fácil a la hora de cocinar.

Si se trata de productos secos, puede que tengas que medirlos y pesarlos.

Las carnes y los pescados consérvalos en frío hasta el momento de usarlos. Si necesitas manipularlos antes de cocinar, por ejemplo, pelarlos, cortarlos, deshuesarlos o desespinarlos, hazlo y vuelve a guardarlos en frío.

Las especias ponlas en pequeños recipientes o en un plato en pequeños montoncitos, excepto la pimienta si la vas a añadir recién molida, prepara la cantidad exacta de cada una de ellas y será más cómodo usarlas cuando llegue el momento.

 

Conserva las carnes y los pescados en frío hasta el momento de cocinar, asegúrate de no romper la cadena de frío.

 

Menaje:

Hazte con un buen conjunto de boles, cuencos y platos de pequeño tamaño, estos recipientes te servirán para colocar los ingredientes ordenadamente sobre el banco de tu cocina antes de empezar a cocinar.

En cualquier bazar puedes encontrar una gran variedad de estos productos por un módico precio. Tener todos tus ingredientes preparados y organizados a mano te será de gran ayuda.

También necesitas buenos cuchillos y tablas para cortar adecuadas a los diferentes productos, te recomiendo que uses una para las verduras y las frutas y otras diferentes para la carne y el pescado.

Me gustan las de material sintético porque se pueden desinfectar después de cada uso, pero las de madera, evidentemente,  son mucho más bonitas.

 

ollas titanio para cocinar
Ollas fabricadas en titanio

 

En cuanto a los utensilios de cocina, las ollas, sartenes, cazos, procura que sean de buena calidad y que estén en buenas condiciones, sobre los materiales más adecuados hay mucho que contar, aquí te hago un pequeño resumen con algunas recomendaciones básicas.

 

Los materiales a evitar en nuestros utensilios de cocina son el Teflón, el aluminio y el cobre, son tóxicos y perjudiciales para nuestra salud. 

 

Si hablamos de ollas de cocina, cazuelas y sartenes te recomiendo:

  • Titanio. Es el material más noble, no hay transmisión de metales a los alimentos, también es el más caro.
  • Acero inoxidable. Si es de buena calidad se minimizan los riesgos, pero en su composición hay níquel y cromo, si el material se ralla o desgasta puede haber transferencia de metales a los alimentos, sobre todo a altas temperaturas y en contacto con alimentos ácidos.
  • Hierro colado. Puede desprender hierro en cantidades moderadas, además es un material poroso y retiene sustancias del alimento después de usarlo, aún así no se considera muy peligroso, si no lleva un recubrimiento antiadherente mejor.

Los materiales para cocinar, comer y almacenar alimentos deben ser siempre seguros.

 

Para la vajilla:

  • Vidrio
  • Cerámica. Cuando una pieza de cerámica esté desconchada o agrietada, deshazte de ella inmediatamente. Si hablamos de cerámica debemos distinguir entre porcelana y loza.
  • Madera. Es una forma más natural de comer,

Para el almacenaje de alimentos:

  • Vidrio. Es un material inocuo, perfecto para guardar alimentos fríos o calientes.

Para la cubertería:

  • Acero inoxidable.
  • Madera. Me encantan las cucharas de madera y los palillos, cuando se trata de cubiertos para cocinar, si se desgastan, hay que desecharlos.

 

Otros utensilios de cocina necesarios son ralladores, cuchillos, peladores, coladores, boles, etc, este tipo de elemento conviene que sean siempre de acero inoxidable.

En cuanto a los materiales que pueden ser tóxicos y debemos evitar, destacan el teflón, el aluminio y el cobre.

 

rallador de queso
Rallador para queso en acero inoxidable con cuenco de cerámica blanca.

 

Cocinado:

Si como ya te he explicado antes, has preparado la mise en place correctamente, cocinar se convertirá en algo placentero y relajado, si por el contrario no tienes los ingredientes preparados y los vas sacando a medida que los vas necesitando, el caos está asegurado.

Probablemente no te quedará más remedio que retirar la olla del fuego varias veces para que no se te queme lo que estás haciendo mientras pelas la cebolla, los ajos o mientras buscas las especias en la despensa.

 

Si tienes todos los ingredientes preparados, te será más fácil cocinar y mantendrás el orden todo el tiempo.

 

Si lo tienes todo preparado y ordenado vas a poder seguir los pasos de la receta en el orden adecuado, respetando los tiempos y tu cocina se mantendrá ordenada durante todo el proceso.

A medida que vayas usando ingredientes puedes ir retirando los recipientes y dejarlos ordenadamente en el fregadero o en un sitio donde no molesten para proceder a limpiarlos después.

Es muy importante mantener el banco de la cocina despejado, en la medida de lo posible, claro, obviamente mientras se cocina se tienen ingredientes y menaje a la vista, pero limítate a tener a mano sólo lo que necesites para esa receta, nada más, el resto siempre guardado en el sitio adecuado.

Si la receta requiere un tiempo de cocción final, por ejemplo en el caso de los arroces o guisos, la repostería, etc, puedes aprovechar ese tiempo para recoger la cocina y dejarlo todo como estaba antes de empezar.

Verás como siguiendo estos sencillos pasos cocinar se convertirá en algo muy agradable y entenderás mejor a todos aquellos que suelen afirmar que “cocinar les relaja”, seguramente siguen una metodología a la hora de hacerlo y eso ayuda a mejorar gratamente la experiencia.

 

Emplatar y servir:

Para que nuestra receta termine siendo un éxito debemos emplatar correctamente, para ello ten preparada una vajilla sencilla, el mejor material es la cerámica, (porcelana o loza), de buena calidad.

Yo te recomiendo una vajilla básica para diario, para que puedas manipularla cómodamente, que se pueda lavar en el lavavajillas y que no sea demasiado pesada.

 

Cuida la presentación de tus platos, si no te quieres complicar, lo sencillo siempre triunfa.

 

A mi personalmente me gustan más los platos redondos que cuadrados por una cuestión de comodidad y el mejor color es el blanco, creo que los alimentos quedan muy bien sobre blanco y combinan con cualquier estilo de mantelería.

A la hora de montar la mesa da igual qué estilo le des, más moderno o más rústico, provenzal o boho-chic, más barroco o en plan mínimal, una vajilla blanca se adapta perfectamente a todos ellos.

 

Crema zanahoria y naranja
Plato de loza blanca y bol de vidrio.

 

A partir de ahí, puedes tener una vajilla decorada o de color, a mi me parece interesante mezclar la vajilla blanca básica con platos de otros colores o decorados, para conseguir un efecto más rico en la mesa, esto es cuestión de gustos.

Lo importante es contar con una cantidad mínima de vajilla adecuada para poder servir correctamente nuestro menú.

También es importante contar con bandejas de diferentes tamaños, para aperitivos, para los postres y ensaladeras adecuadas con sus correspondientes cubiertos para servir.

 

bandeja tarta
Fuente de vidrio decorado con pié ideal para presentar tartas.

 

Los detalles importan y por poco dinero puedes tener tu cocina surtida de todo lo necesario. ¿Qué te ha parecido esta entrada? ¿Sueles preocuparte de planificar y organizar a la hora de cocinar? ¿Sueles establecer un orden en la cocina?

Cuéntame tu experiencia en los comentarios. ¡Salud! 😉

 

 

 

 

 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


English Español